Se acerca el verano ¿Sabes ya qué protector elegir? ¿Buscas un protector natural y respetuoso con el medio ambiente?

 

Especialmente en estas fechas es muy importante estar al día acerca de lo que es recomendable y bueno para proteger nuestra piel de los rayos solares. Aunque en un principio podamos pensar que la única caracterísitca importante que distingue a un protector es su factor, hay muchas más variables que influirán en que tengamos no sólo una alta protección contra el sol, sino también una protección sana y no perjudicial.

¡Pues bien, aquí traemos algunos consejos para ayudarte en la elección del mejor protector solar para este verano!

En primer lugar,  hay que destacar que las radiaciones solares no siempre son del todo perjudiciales, ya que es muy favorable para la circulación sanguínea, la síntesis de la vitamina D y algunas enfermedades de la piel, como por ejemplo, la psoriasis. A pesar de esto, si nos exponemos demasiado tiempo al sol o no tomamos las precauciones adecuadas, nuestra piel puede verse afectada de forma negativa, provocando lesiones oculares; manchas y quemaduras en la piel; además del envejecimiento y cáncer de piel. ¡No hay que olvidar que la piel tiene memoria!

Entre los mejores consejos que podemos darte a la hora de elegir la mejor protección solar, se encuentra que optes por un protector solar con filtros físicos naturales.

Pero… ¿Qué diferencia hay entre los filtros físicos y los filtros químicos?

 

Los filtros físicos, la protección BIO más efectiva y favorable.

Los filtros físicos son minerales que actúan como una barrera o “espejo” sobre la piel, por lo que, reflejan los rayos solares (UVA, UVB, luz visible e infrarrojos) evitando que penetren en nuestra piel y protegiéndonos de los efectos nocivos del sol.

Esta acción tan inmediata de protección consigue que desde el primer segundo ya sea efectiva y no tengamos que esperar los 30 minutos habituales para que empiece el efecto protector, como ocurre en el caso de los filtros químicos.

Hace un tiempo, los protectores solares con filtros físicos eran grasientos, densos, y dejaban la piel blanca, pero actualmente las nuevas investigaciones han permitido avanzar consiguiendo unas cremas mucho más ligeras y sin dejar la piel tan blanca.

Además los protectores solares con filtros físicos naturales, como nuestro Protector Solar ORX con SPF 30 de alta protección, tiene, a parte de filtros físicos, otros ingredientes naturales como aloe vera, aceite de oliva, aceite de chufa de Valencia (elevado contenido de vitamina E y Biotina) y ácido oleico, que protegen la piel del sol de forma natural, además de prevenir el envejecimiento celular y proteger la piel de agresiones externas siendo además resistente al agua, perfecto para deportistas y no tan deportistas.

Protector Solar Filtros Físicos

Protector Solar con Filtros Físicos Naturales de ORX Cosméticos con SPF 30 alta protección

 

Y, por último, cabe destacar que estos filtros físicos respetan el medio ambiente y la fauna marina.

 

Los filtros solares químicos, mala elección.

Los filtros químicos son compuestos orgánicos que contienen carbono y absorben las radiaciones solares en la piel pudiendo provocar reacciones alérgicas, además de que conllevan un riesgo, ya que la mayoría de ellos son cancerígenos y otros son perjudiciales para nuestro cuerpo.

También hay que tener en cuenta que, su aplicación empieza a ser efectiva tras 30 minutos aproximadamente.

Los filtros químicos en general no son aconsejables, pero son especialmente desaconsejables en el caso de pieles sensibles, bebés o niños, además de ser nocivos para la salud.

 

Hawái, primer estado de Estados Unidos que prohíbe los protectores solares con filtros químicos en sus playas.

El parlamento Hawaiano ha aprobado un proyecto de ley que prohíbe los protectores solares con filtros químicos, más específicamente, prohíbe la venta de productos que contengan entre sus ingredientes la oxibenzona y el octilmetoxicinamato, dos ingredientes químicos presentes en los protectores solares que contienen filtros químicos.

Se ha comprobado que estos ingredientes contaminan las playas y que, especialmente, estos protectores solares son muy tóxicos para los arrecifes de coral. Provocan la decoloración, que conlleva a la muerte de los arrecifes adultos, además de impedir el desarrollo natural de los arrecifes en su etapa larval a causa del deterioro de su ADN.

Esto sucede cuando los bañistas utilizan este tipo de protector solar, ya que cuando nos metemos en el agua estos componentes se disuelven en el agua ocasionando daños.

Hawái con estas medidas espera reducir los niveles de oxibenzona y octilmetoxicinamato en las playas y conseguir así preservar la vida de la fauna y la flora marina.

En otros países también están concienciados y aplican estas normas en los protectores solares, como puede ser el caso de Riviera Maya (México), en donde si quieres acceder a sus parques naturales como el Xel-Ha, XCaret o Xichén te piden tu protector solar e inmediatamente te dejan un protector solar biodegradable con filtros físicos con el fin de preservar la naturaleza y sus magníficos paisajes naturales.

0

Tu carrito